La leche Blemil 1 está diseñada para garantizar el desarrollo correcto del lactante

El nacimiento de un niño supone muchísimos retos, tanto para la madre, como para él. Uno de los desafíos que deben superar ambos es el establecimiento de un hermoso vínculo, a través de la lactancia. En algunas ocasiones, los escenarios no permiten que este se logre inmediatamente, por lo que debe suministrarle una fórmula como la leche Blemil 1.

Para muchas mujeres poder amamantar es como un sueño, ya que siempre se ha dicho que mediante este acto de amor puro se logra crear una conexión especial. Sin embargo, no hay por qué sentir frustración cuando no es posible, porque existen otras maneras efectivas de alcanzarlo como, por ejemplo, tener la seguridad de darle el mejor alimento.

Por esta razón, es fundamental que se elija una fórmula avanzada que posea los ingredientes básicos, para aportar todos los elementos que ayudarán a que el lactante se desarrolle de manera correcta en esta etapa inicial. Por eso, el pediatra se convertirá en el principal asociado en esta decisión.

Las leches que están elaboradas para el recién nacido tienen que estar diseñadas con una serie de componentes, que estarán enfocados a fortalecer principalmente el aparato digestivo, el sistema neurológico e inmunológico. De esta manera, la evolución del neonato estará protegida a cada instante de enfermedades y agentes infecciosos.

Pero ¿qué pasa después de esto? Luego de estos primeros seis meses de vida, se ofrece una leche de continuación que le otorgará otros nutrientes importantes para este período. Además de esto, se deberá empezar la introducción de papillas de cereales fáciles de digerir o frutas dulces.

Preguntas frecuentes

En este momento, es posible que aparezcan miles de dudas con respecto a la alimentación del pequeño, entre las que se destacan:

  • ¿Es posible alimentar con ambas al mismo tiempo?

Sí, la lactancia es un requerimiento a libre demanda; pero, si no satisface las necesidades del lactante, puede dar una dosis preparada.

  • Una vez que se preparó el biberón, ¿cuánto dura?

Lo recomendable es ingerirlo de inmediato para evitar que se descomponga.

  • ¿Cuál es la temperatura ideal?

No deberá exceder los 35 o 36 ºC. Para comprobar si es tolerable, coloque unas gotas sobre su mano.

Consulte a un pediatra de confianza si tiene alguna pregunta y garantice el bienestar del bebé con productos de calidad como Blemil.

leche blemil

Autor entrada: redaccion_01

Deja un comentario